Mabel Gonzalez Cisneros
Comunicadora social- Sistema Tecnologíco

“hace 48 años, exactamente en 1973, se estaba graduando la primera promoción mixta de la Escuela Normal Superior de Pasto, una época de colegio maravillosa que siempre está en la memoria de cada uno de los estudiantes y docentes normalistas que la vivieron y hoy la recuerdan con cariño y gratitud”
Hoy hace exactamente 48 años se estaba graduando la primera promoción mixta de la gran Normal Nacional de Varones de Pasto, quien hizo la transición a esa nueva política pedagógica y abrió las puertas a las mujeres que llegaron a cambiar la perspectiva de genero en la Institución convirtiéndolos no solo en bachilleres si no también en maestros y maestras que hasta el día de hoy le apuestan desde sus lugares de trabajo a una educación con ética y responsabilidad, valores que aprendieron en la Escuela Normal Superior de Pasto.
Hoy, la trayectoria académica, investigativa y de perseverancia que ha logrado la Escuela Normal les dan la razón a los fundadores que visionaron y creyeron firmemente en las posibilidades de crecimiento de la institución y ejemplo de ello es que estudiantes egresados son los que se encargan de visibilizar el trabajo arduo que se viene realizando hace tantos años y donde los cambios que se han presentado alrededor de la historia siempre han sido en pro al desarrollo y bienestar de los y las estudiantes.
Lucia del Socorro Bastante, exalumna de la Escuela Normal Superior manifiesta que “ Lo que hace especial a la Institución es ese corte de enseñanza humanístico, donde forman al ciudadano y ciudadana de manera integral y el haber roto nosotras las mujeres esa composición de ser solo de hombres, de hecho nuestro titulo dice Normal Nacional de Varones de Pasto lo que significaba que solo podían estudiar ahí hombres, sin embargo me siento orgullosa de ser una de las primeras mujeres de la promoción mixta” .
En un día como hoy hace 48 años 105 estudiantes del cual un 30% eran mujeres se estaban graduando en el teatro Javeriano, uno de los teatros más emblemáticos de la ciudad, allí en ese escenario se encontraba todo el festín globos, piano, pancartas de promoción y en especial estaba el futuro y el anhelo de 105 estudiantes que soñaron lo que llegaron a ser hoy y de lo que fueron aquellos que ya no están, grandes Maestros Normalistas quienes en su diario vivir replican y replicaron las enseñanzas de esta gran Escuela que sigue haciendo sentir a sus egresados “Orgullosamente Normalistas”